La era Biden

El 20 de enero de 2021, luego de mucha incertidumbre, escándalos e incluso acusaciones de fraude en las elecciones, Joe Biden se convirtió en el presidente número 46 de la historia de Estados Unidos, al jurar el cargo en la ceremonia oficial de investidura ante las escalinatas del Capitolio y en medio de grandes medidas de seguridad.

Recordemos que el 6 de enero cientos de seguidores radicales del presidente saliente, Donald Trump, asaltaron el Capitolio, en un acontecimiento que se saldó con cinco muertos y conmocionó al país. Es por esto que unos 25.000 miembros de la Guardia Nacional y miles de policías de todo el país fueron desplegados y la jornada no contó con las multitudes que tradicionalmente llenan la enorme explanada del «National Mall» para saludar al flamante mandatario. En cambio, ese espacio estuvo cubierto por más de 190.000 banderas plantadas para representar al público ausente.

La ceremonia de investidura y los primeros mensajes de la nueva gestión se enfocaron en las ideas de diversidad. La cantante Lady Gaga fue la elegida para cantar el himno, por su activismo por los derechos LGBTQ+. La latina Jennifer López cantó una mezcla de temas referidos a Estados Unidos y entremedio incluyó una frase de la promesa a la bandera en español: “Una nación, bajo Dios, indivisible, con libertad y justicia para todos”.

En este contexto y dentro de su discurso, Biden incluyó el pedido de justicia racial, un “sueño” que ya “no puede ser diferido”. “Y ahora, un incremento en el extremismo político, la supremacía blanca, el terrorismo interno que debemos confrontar y que derrotaremos”, añadió.

Y es que no es para menos considerando que la otra protagonista de este evento fue Kamala Harris, la primera mujer afrodescendiente en ocupar el cargo de vicepresidenta en la historia de los Estados Unidos. Cabe destacar que la encargada de tomarle juramento a Harris fue la jueza de la Corte Suprema Sonia Sotomayor, la primera latina en llegar al máximo tribunal del país.

En este sentido, no todas fueron palabras y deseos. En sus primeras horas en la Casa Blanca, Biden tomó cartas sobre el asunto en el plano interno y en materia inmigratoria y firmó un decreto que suspende la construcción del muro en la frontera con México y revocó una veda al arribo de ciudadanos de Irán, Siria y otros cinco países de mayoría musulmana.

Por su parte, el presidente de Perú felicitó al mandatario y la vicepresidenta por haber asumido sus cargos este miércoles y expresó el “interés de trabajar” junto con ellos. «Les renovamos en nombre del Perú y su pueblo el interés en trabajar conjuntamente por el fortalecimiento de la democracia y la lucha contra el covid-19 en la región», precisó Sagasti en un mensaje publicado en su cuenta en Twitter, en el que etiquetó las cuentas oficiales de Biden y de Harris. El gobernante peruano agregó que «Perú mira con optimismo un futuro de mayor cooperación, inversión y comercio con los Estados Unidos» tras la toma de mando del gobernante demócrata.

¿Será finalmente este el comienzo de una nueva y fructuosa relación entre los Estados Unidos y Latinoamérica, luego de la tensión vivida entre ambos en la era Trump? Coméntanos lo que piensas.

 

Comments are closed.